Ir al contenido principal

Al Momento de Actuar


Al momento de actuar

Cuando paso a tener el poder de la imaginación

El axioma del escritor, he notado, es la libreta

Se me tensa la voz y entiendo de tormentas

La hemorragia me refresca mientras hiervo de pasión

Y modero mis maneras, algo simiesco pero sedado

Afeitando lo que queda puede llamar usted al poeta

Me planteo el trabajo de dar la lección solidario

Cambio el mundo al antojo del intelecto general

Soldado, no me canso de acatar lo que Newton ha dictado

Sin detenerme ni a pensar en la gravedad, caigo

Cuando me vuelvo a levantar aplausos

Ustedes creían que era un gag, son tantos…

 

Al momento de actuar

Me propongo ser un ciento por siento cierto

Creo tanto en la verdad que me ofendo

La satisfacción sobrevendrá estos versos

Solo si logro desentrañar el misterio

El radar mojado me encontrara factico

Si he de irradiar será de faro

Les brindo el océano para navegarlo

Pero mareados estoy circulando

O son el timón siendo sobados

 

Al momento de actuar

Me llueve el sobaco

Se me frunce como un beso cursi

Esto que voy a mostraros

Esto que late en el pecho

Estoy arriesgando

En esto creo, el mensaje, los labios

En bautizar cada uno de los besos y los pedos

Porque grotesco los pongo atentos

Además ese culo parecen festejos

Al ir terminando, le tapo, la entierro

El espectáculo del silencio

 

Comentarios

  1. "Al Momento de Actuar" es un texto poético de sentido humorístico en su acercamiento, desde un hablante que desafía las convenciones sociales hipócritas.

    Cargado de símbolos grotescos, a mi juicio, se coloca a contrapelo de toda esa poesía almibarada y vendida al por mayor en los medios "políticamente correctos" de inicios de este siglo XXI.

    Ni en forma ni en contenido, en este texto, Matías Canga hace concesiones baratas al conformismo y actitudes maniqueas imperantes en muchos concilíabulos dela Lírica sacralizada y obviamente difundida, como la única forma válida de abordar la poesía.

    A mi juicio su código iconoclasta se concentra en estos dos versos. que cita, para terminar el comentario:

    "Me planteo el trabajo de dar la lección solidario

    Cambio el mundo al antojo del intelecto general"

    Lic. en Filosofía Eduardo Vladímir Fernández F.
    Master of Arts by Moscow State University, 1986

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

No solo eso

Violento romántico De las mechas, orgasmos La tortura, los mimos Los pétalos sádicos
El alma, su cuerpo Las ventanas, los parpados La saliva, el cuello Lingerie allá vamos
La amistad con deseo El noviazgo casados La aventura del beso El mordisco en los labios
Conversar hasta viejos Abolir los horarios Disfrutar hasta el tedio Ser amantes muy sabios

Viva el papo

Viva el papo y demás agujeros Horadarlos o acaso lamerlos Sazonarlos, es decir sentimientos Que lo vacuo se lo ocupe con pelos
Viva el papo, se los dice un pampero Sin suicidio senos vuelan los sesos La succión de remolinos corpiños Mamas, manos, deliciosos aprietos
Viva el papo, lo opuesto está muerto La rigidez gracias al libido La liquidez por ser efectivo La regla es: dar es lo lindo
Viva el papo de color caramelo En su tanga, caracol algo tímido Con sus mechas un feroz leoncito Si que apesta a cebolla y deseo
Viva el papo contenedor de cariño Voy con fuerza, más sin faltar el respeto No es violencia esos dulces Chirlitos Lo que quiera, es decir, si lo acepto
Viva el papo en sentido heterodoxo Viva el culo de Sodoma putanesco Viva el mundo, el amor entre individuos
Vibra hondo en el fondo, paraíso

Verbo odiar

Hay una generación de pelotudas hijas de puta De boludas frígidas en todo y en la cama Mujeres amorfas con grasas en las ganas Entidades perniciosas dedicadas a odiar Vacas sudorosas, ratas de albañal No saben conjugar el verbo amar en ninguna persona Sufren de angustias si algún conocido triunfa Ni una verdadera miga por sus lenguas viperinas Agrias, solitarias, mal cogidas Faltas de bondad, seca la vagina ¡Las dos cosas importan! Pedazo de estúpidas Si leyesen …, si se dejasen …, si se les nota No prestan el traste, nadie las goza Se llaman cobardes incapaces de dar Corre por su sangre un rio de bosta Anhelan llegar a ser basura blanca Son la vergüenza indoamericana Esas que pensarlas provocan arcadas A menudo burócratas con aspecto de basura Nada y encima perjudican, corroen, cansan
A esas imbéciles odia Matías Canga . .