Duro


Duro, estoico, arriesgado pero así la aventura asemeja un vagón abandonado.
La bolsa esta segura y la tranquilidad se puede rebanar con una Gillette de las de cortar.
La mirada atenta, el cielo puedo aparecer en casi en cualquier lado.
Los músculos soberbios tensan tendones, dientes de desgarrar con manos que se olvidaron de acariciar.
De cada mil opciones surgen otros miles de titubeos y piensa, antes de la nevada esto se va a poner feo.
Pero juega a aparecer aparentando estar tan bien ubicado como un ropero, en la plaza, brincando.
Positivo, poseído, la mesa espejada, el dinero de a cilindros y en la cabeza el sonido del viento cuando es perseguido.

Mec 4112

Comentarios

Entradas populares